viernes, 30 de abril de 2010

Poco que decir, las fotos hablan por si mismas

No hay mucho que contar. Que estamos felices y encantadas con nuestra niña. Que es requetebuena y preciosa y que para nada estamos sintiendo ese estrés, angustia y cansancio que tanto nos han advertido, todo lo contrario, la niña nos transmite serenidad, tranquilidad y mucha paz en casa.

Duerme muchísimo, come muy bien y practicamente no llora, las fotos hablan por si mismas.















domingo, 25 de abril de 2010

Ya tenemos a Laia



Teníamos que ingresar el viernes 23 para provocar el parto pero el jueves, a las 8 y media de la mañana, Núria rompió aguas y salimos hacia el hospital La Fe. Después de ecografía y monitorización, nos dicen que a las 15 horas empiezan con la preparación para el parto y ahí comienza el viaje de Laia que termina a la 1 y 28 del viernes día 23 de abril, el día internacional del libro y diada de Catalunya.

El viaje duró 10 horas y media de dilatación, contracciones de oxitocina artificial, epidural en el tercer centímetro de dilatación después de 5 horas. Estando completamente dilatada y con el cuello del útero borrado (eso decían las matronas), Laia no quería bajar y al final decidieron sacarla con ventosa.

Todo ha ido muy bien, Núria tuvo un pequeño desgarro porque no le hicieron episotomía y Laia está muy bien.

Es una niña muy, muy tranquila, muy buena y muy dormilona. Hoy ya estamos las tres en casa, ahora toca adaptarse, nosotras a ella, y ella a la vida que ha empezado.

Como podéis ver, Laia es preciosa, y no es pasión de madres.

Agradecemos muchísimo al personal de La Fe su buena atención, sus consejos, cuidados, cariño y humanidad. En sus manos sientes confianza y sabes que todo irá bien.

En las fotos podéis ver lo guapa que es Laia y lo guapa que está Núria recien parida.

lunes, 19 de abril de 2010

41 semanas...¡y yo con estos pelos!

¡Preñadas del mundo!, nunca, nunca digáis en voz alta que no pensáis llegar a la semana 41-42, porque segun experiencia propia, debe haber algun tipo de maldición que hará que os tengan que sacar a vuestros retoños casi a la fuerza!!

Aunque parezca increíble Laia sigue dentro de mi tripa, y además tan agustito, oye. El viernes pasado fuimos otra vez a las correas y despues de más de media hora de monitorización ni una contracción. Eso si, tiene un corazón de deportista. La matrona me preguntó si es que había desayunado rabos de lagartija, jeje. Iba como una moto la tía.

Al entrar a la consulta de la doctora nos miramos y dijimos, ahora sí, nos dirá que vengamos en un par de días y que para afuera, que ya está bien. Pero despues de confirmar ecográficamente que Laia estaba bien, que había suficiente líquido amniótico y de que la placenta no estaba envejecida, la Dra. nos dijo que volvíamos el viernes que viene (¡23 de Abril!), y volveremos a ver, y dependiendo de los resultados ya veremos que es lo que hacemos. No sabíamos si reir o llorar. Yo la verdad es que a estas alturas ya me da lo mismo esperar 4 o 5 días más. Lo que nos preocupaba era si Laia estaría bien, y la Dra. nos dijo que por supuesto, que estuvieramos tranquilas. La única que lo está sufriendo es mi tripa, que la pobre ya no puede dar mucho más de sí y me están empezando a salir estrías en la parte baja del vientre. Así que nada, si no le da por salir antes, el viernes volveremos a oirle el corazoncito. Estaremos de 41 + 3, así que no creo que haya muchas más opciones que provocar el parto en el caso de llegar a esos días.

Está claro que la nena ha decidido que no le gustan las "cabras" (Aries), que prefiere ser "torito" (Tauro). A nosotras, que realmente nos da igual, se nos ha ocurrido que podemos montar una ganadería ya que tenemos a los dos abuelos y unas cuantas tías de la nena, jaja.

Y para colmo de nuestros males, ahora resulta que a una semana como mucho de parir ¡voy y cojo una otitis de camella!. Llevo todo el invierno sin cojer ni un solo virus. Nada, ni una mísera tos. Pero Luisa lleva más de un mes resfriada intentando quitarse de encima un catarro con todas la "itis" posibles (faringitis, traqueitis, conjuntivitis, otitis)...El jueves pasado empecé a tener una ligera molestia en la garganta, pero como a lo largo del día se me fue pasando no le di importancia. Pero ya el domingo de madrugada me desperté con mucho dolor de oidos y nos fuimos a urgencias. Diagnóstico "otitis", tratamiento "antibioticos". Despues de un buen rato para convencernos la Dra. de que a estas alturas no le pasa nada a la niña por tomar esta medicación nos fuimos a casa. De la otitis estoy mejor, pero ahora tengo mucha tos. Para las que ya habéis pasado por esto ya sabéis a que es a lo que me refiero. Intentad toser con tos de perro con una tripa desmesurada y una niña de 3,5 Kg apretandote la vegiga. ¡¡Horroroso, parece que en cada tos se vaya a salir!! Pero bueno, ya queda poco.

A continuación os ponemos alguna foto de las que estuvimos haciendo ayer, 40+5.





¡¡Sí, aunque parezca mentira estoy agachada en cuclillas detrás de la minicuna y no se me sale la niña!!

lunes, 12 de abril de 2010

No me acostumbro a la homofobia

A pesar de la utopía, no renuncio a que en el futuro consigamos vivir en un mundo donde impere el respeto, el amor, la tolerancia, el buen humor y la solidaridad y para conseguirlo, intento, en mi día a día aportar mi granito de arena para conseguirlo.

Hoy estoy un poco triste porque de repente, alguien te recuerda que ésto de momento no es así y que hay gente que vive instalada en la rabia o en la superficialidad o cualquier otra emoción que acaba arrastrando al lodo a alguien.

Cuando os lo cuente os daréis cuenta que no tiene importancia pero quiero compartirlo con vosotras por el significado que tiene en esta maravillosa espera que Núria y yo estamos viviendo.

El sábado vino la family de Nuri a cenar a casa y al final nos quedamos solas con su hermana. Entre comentarios, anécdotas y charretas nos cuenta que una amiga de la infancia le dijo que le parecía muy egoista que tuviéramos un hijo porque no estábamos pensando en ella, en lo desgraciada que podía ser por privarla de un padre y bla, bla, bla. Típicos argumentos que surgen desde la más profunda ignorancia y superficialidad. Tópicos que estoy cansada de oir de la iglesia, el PP y otros rancios varios y que respondo y he respondido hasta la saciedad ante cualquier micro que me han puesto delante.

Pero eso es una cosa, y otra muy distinta es que lo digan de ti misma, de tu mujer, del proyecto de vida que estás construyendo desde la felicidad y la alegría. Quizás debería estar acostumbrada, pero no quiero acostumbrarme nunca a la homofobia. Si algún día nos la encontramos, le explicaremos quién tiene el problema. Pero en estos momentos lo que pienso es, qué narices le importa a ella. El problema es que, como decía mi madre, siempre habla quien más tiene que callar.

Esto no tiene nada que ver pero os lo quiero contar también

El día de mi cumple, mi suegra me regaló un libro de Carlos González, Bésame mucho. Tiene una portada preciosa que inspira una ternura enorme. Nada más verlo me zambullí en sus páginas para leer ese "método" del que tanto me habían hablado. Casi desde la primera página, sus palabras me empezaron a generar una rabia contenida que no esperaba sentir en un libro así. Criticando encarnizada y despiadadamente "métodos" con los que él no está de acuerdo, desde una ironía hiriente hasta para quien lo está leyendo, con una falta de respeto absoluta para otros profesionales que trabajan desde otro punto de vista. Y todo ello, adornado de un sexismo y un machismo insultante para cualquier mujer que pueda leer el libro. (luego copiaré algún fragmento). Si alguien se ha leido el libro, me gustaría saber sus opiniones.

Yo estoy totalmente de acuerdo con la crianza desde el apego y el amor, y si este es el método de este señor, lo podría explicar con el mismo amor que pide para los niños y no con tanta ironía y agresividad. Núria se está leyendo Dormir sin lágrimas de Rosa Jové y ella sí plantea opciones, método o como se le quiera llamar. Ya os contaré cuando me lea éste.

sábado, 10 de abril de 2010

Perezosa y dormilona

Terminábamos el último post diciendo que ojalá el siguiente lo empezáramos con fotos de Laia, pero eso va a tener que esperar. Hemos estado hablando seriamente con ella y nos ha dicho que nada, que no piensa salir todavía, que lo hará cuando esté preparada.
Bromas aparte, hoy hemos ido a la monitorización al hospital y nada, ni una mísera contracción. Eso sí, la niña está perfecta, su ritmo cardiaco es normal, responde a los estímulos y se duerme con facilidad. También nos han hecho una ecografía, para verla bien y calcular más o menos el peso que pueda tener y está sobre los 3200-3300 Kg. Ni muy grande ni muy pequeña, normalita, aunque estos datos son orientativos, claro.
Nos han vuelto a citar para el viernes que viene, el día 16, que estaremos de 40+3. Esperamos no llegar, aunque visto lo visto...yo creo que llegaremos!! Conocemos a 3 chicas que estaban para parir casi al mismo tiempo que nosotras y las 3 han parido ya!!. Mareeeee, no, si al final nos va a salir Tauro, ya apunta maneras, jajaja.
Nada, que sea cuando tenga que ser.
Besos a todas.

lunes, 5 de abril de 2010

Ni fallera ni pascuera



Ea, pues eso, que Laia, ni fallera ni pascuera. Habíamos hecho incluso una porra barajando distintas fechas entre fallas y semana santa pero la fecha más tardía era hoy y el día termina con Laia tan cómoda y tranquilita dentro de Núria.


Es obvio que las ganas, los nervios, la ansiedad y los sueños no aceleran este proceso natural, la niña llegará cuando tenga que llegar a pesar de nosotras.

Estas fotos son de este finde, para que veáis la evolución. Las dos tenemos muchas ganas de tenerla aquí pero las razones de Núria se evidencian en las imágenes.



Por cierto, encantadas de haber conocido este finde a Thais, María y Martí y a Nuvol y Mestral. Gracias a Silvia por la organización.
A ver si el próximo post es para pegaros las fotos de la niña.
Besos a todas y todos